PENSION DE ALIMENTOS

PENSION DE ALIMENTOS

Una mujer con tres hijos solicita abogado de oficio para su separación matrimonial. Tras la sentencia del procedimiento de separación su ya ex-marido comienza a no pagar la pensión de alimentos. Consulta con el abogado que le fue asignado en el procedimiento de separación, y se le instruye correctamente en que cada dos meses de impago de pensión debe interponer una denuncia.

 

Ella hace caso escrupulosamente de lo que se le instruye e interpone las denuncias cada dos meses. Pasan hasta dos años y no obtiene respuesta judicial de su asunto. Al no ser preceptivo el abogado para la acusación particular no se le asiste con abogado de oficio.

 

Tras preguntar ella, en el Juzgado de Instrucción, por el estado de las denuncias interpuestas por abandono de familia se le comunica que todas las denuncias se acumulaban en un mismo procedimiento.

 

Se le presenta esta circunstancia como normal, pero lo cierto es que la instrucción de este procedimiento no tiene fin, ya que la rutina de interponer una denuncia cada dos meses ha implicado la rutina de esperar en el Juzgado la periódica denuncia y acumularla a una causa en la que nunca se acababa la instrucción y se procedía a pasar a la fase de juicio oral.

 

Debía dejar de interponer denuncias para que dicho procedimiento rompiese la rutina y se cerrase la instrucción pasando las Diligencias Previas a ser Procedimiento Abreviado y se celebrase el por ella ansiado Juicio Oral.

 

Ella se encuentra en situación de paro laboral.

Artículos Relacionados

Responder

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.